jueves, 21 de mayo de 2015

Azida el lado femenino del arte urbano de Posadas



Cuando recorremos la ciudad de Posadas, Oberá o quizás Montecarlo, podemos toparnos con algunos grafitis muy elegantes, con trazos delicados y con una identidad visual y artística muy marcada, son los trabajos de Azida. Ella es una de las pocas, poquísimas misioneras que han abordado la rama artística de la cultura hip hop como forma de vida. Esta es la historia de Azida TattoGraffArt la misionera que lleva la tinta en la sangre y la derrama con elegancia en los más variados lienzos urbanos.



La firma “Azida” es el nombre elegido por Daniela Andrea Vastik, una posadeña que afirma que tiene “un 50 por ciento de sangre y 50 por ciento de tinta. Aunque intento que sea más tinta”. Es una de las primeras mujeres que salen a la calle a hacer arte urbano, ha pasado por el grafiti, el tag, los stiker, el diseño de remeras y hace cinco años se dedica además del tatuaje. 

Azida comenzó a pintar hace unos 10 años, allá por el año 2004 o 2005 cuando estudiaba en la facultad de Artes en Oberá. Ella llegó a cursar el tercer año de la carrera de “Diseño Gráfico”. Pero no concluyo sus estudios, sin embargo valoró que esta carrera le dio valiosas herramientas para el diseño, conocimientos sobre el arte y la historia. Elementos creativos e intelectuales que le ayudaron a forjar su propia identidad artística. Algo que marca la diferencia al ver sus trabajos en un mural colectivo y hace que sus piezas sean fácilmente identificables.

Comenzó con un amigo creando el colectivo “Pupilas Crew” que era un espacio de integración. “Era nuestra primera experiencia en arte urbano, hacíamos nuestras primeras remeras. Pupilas Crew buscaba que cualquiera de nuestros amigos se sume a la crew” recordó ella.

Pupilas supo tener un pequeño taller donde surgían posters, stickers, remeras y muchos graffos. Además organizaron juntadas, recitales y fiestas donde compartían esa pasión por la cultura hip hop, con ese toque bien misionero. 

Trabajando en la calle, encontró su estilo, su identidad. Al hacer esos trabajos que la identificaban comenzó a usar su firma “Azida” con el cual iba dejando su sello. En sus trabajos pueden verse sus influencias de la cultura del hip hop, el grafiti, el arte visionario y el diseño de tatuajes. También tiene toques del art noveau, el arte japonés y el diseño de animes.

Sus trabajos siempre apuntan a crear “cosas nuevas”. No pretende quedarse en unos diseños estáticos, sí tiene una orientación sobre los temas a abordar, elige hacer cosas que le gusta. Esto sumado a una definición estética que hace que sus diseños sean personalizados.

En el año 2010 comenzó a trabajar con los tatuajes, con ello logro “potenciar la definición de mi arte”. Porque en él hay posibilidad de “generar cosas nuevas, dibujos donde tengo la libertad de mezclar los que me gusta” afirmó.

“El tatuaje debe ser especial, debe ser tuyo, no una copia. El tatuaje depende de la personalidad porque hay que llevarlo para toda la vida” consideró Azida. Para quien él que se hace un tatuaje por moda al poco tiempo puede dejar de gustarle el diseño y puede sentirse mal con lo que lleva en la piel.

En la actualidad hay una gran cantidad de tatuadores en Posadas. Esto “disminuyo la cantidad de trabajos, pero me permite hacer cosas de mayor desarrollo y calidad. Porque los que vienen a pedirme un tatuaje lo hacen sabiendo mi estilo y piden cosas que me permiten evolucionar mucho en la calidad de mis trabajos”.

Ella explicó que el tatuaje va evolucionando, hay mejores tecnologías y herramientas. En la actualidad se fabrican las maquinas en el país, las agujas son totalmente descartables y se consiguen fácilmente, así como las tintas que vienen en una gama de colores mucho más amplia.  

Esto permite que el tatuaje sea mucho mejor y el tatuador trabaje con mayor creatividad. Valoró que se haya realizado la primera convención de tatuadores en Leandro N Alem, porque esto le da un impuso positivo al arte y que se realice en una ciudad del interior de la provincia permite que más personas se acerquen a conocer y poder comprender la actualidad de este arte que se despliega sobre la piel.

Ella ha sido impulsora junto a otros tatuadores de la provincia de tres encuentros locales de tatuajes, que se realizaron en Posadas y en Oberá. En esta ciudad se realizó el año pasado el encuentro “Más piel, más tinta” donde se promociono el trabajo de los artistas locales.

A AzidA “TattooGraffART” la podes encontrar por la tarde tatuando en el primer piso de Nube Sonica · Local (3 de febrero casi Belgrano) Posadas – Misiones. Para turnos y consultas se pueden comunicar con ella a través del facebook de Pupilas Crew o al celular (0376) 154929773.
Tóxico una usina de arte y diseño

Ella participa ahora del grupo denominado “Tóxico” que busca ser una usina de arte y diseño, donde desarrollar un taller donde hacer impresiones de posters, serigrafías, indumentaria. Además de diseño de logos e imágenes para terceros (empresas o comercios). Tienen clientes en Buenos Aires, Neuquén y en toda la provincia. Por ello buscan un espacio que les permita crecer.

El tatuaje será parte importante de este espacio. El taller se va montando, por ahora en pocas semana saldrán a la luz nuevas remeras con los nuevos diseños de Toxico, que busca posicionarse como marca propia.

Ella valoró que actualmente Oberá con la Facultad de Artes se generó un importante espacio de encuentro entre los artistas misioneros. Azida consideró que como gran parte de los artistas que hacen intervenciones urbanas pasaron por dicha facultad, algunos egresando y otros con las carreras a medias.

Muchos de los que comenzaron a participar y expresarse a través del arte ahora forman parte de la Facultad y eso permitió una apertura de la institución a los artistas para poder hacer experiencias de intercambio como fue el “Más piel, más tinta”. “Es un poco la usina de todo y la Facultad ahora está más abierta a cosas nuevas y por ejemplo se pinta toda la facultad con murales y se invita a artistas de la provincia, estudiantes y artistas de afuera, esa es una excelente gestión” indicó la artista.

Hacer eventos sirve “para mostrar a los grafiteros y a toda la producción local que se hace” dijo la quien sigue siendo la exponente femeninda del arte urbano.

Ella invita a las chicas a salir a expresarse en las calles. Planteó que la calle es tranquila y “los vecinos son muy copados cuando pintamos los muros, se acercan y dicen que copado los colores y a veces nos invitan a tomar algo”.

Explicó que en otras provincias como Buenos Aires, Rosario, Comodoro Rivadavia, Capital Federal se ven muchas chicas pintando, quizás aún no haya explotado tanto el arte urbano.

El Grafiti la eterna oscilación entre el arte y el vandalismo

Los grafitis pueden encontrarse en paredes abandonadas, muros de la costanera, cerramientos de obras, parques, skate park, bike park, carteles. El grafiti es una rama artística o vandálica, según como se mire, de la cultura del hip hop.

Los grafitis pueden ser hechos con rotuladores (fibrones), aerosoles o pintura sintética. Las obras van desde el simple tag (firma) hasta elaborados murales que bien entran en la categoría de arte. Sin embargo mantienen su característica de acción artística callejera. En la provincia, este tipo de expresión artística es tolerada en su mayor parte por los vecinos, debido a que los artistas no son numerosos y suelen pedir autorización para hacer sus obras en las paredes de las viviendas o eligen sitios abandonados.

Incluso en la actualidad hay un creciente interés por el muralismo, una variante más organizada y simple del arte urbano. Que a veces incluye el trabajo de jóvenes grafiteros. Que está utilizándose como forma de integración de los jóvenes y es abordado por organizaciones sociales o instituciones gubernamentales. Esto realza el valor de la participación de los jóvenes en el proceso de construcción colectiva de los espacios comunes.

Más fotos de Azida siguiendo este link
Publicar un comentario